Saltar al contenido

La Leche, ¿es buena o mala?

7 noviembre, 2012
Tiempo de lectura aproximado: 2 min

La Paleodieta tal y como se conoce, no incluye en la alimentación a los granos, cereales, productos lácteos de ningún tipo ni a las legumbres. Se basa en carnes, pescados, mariscos, huevos, raíces, frutas, frutos secos y verduras.

Esto es ser paleo estrictamente.

No se debe confundir con una dieta ‘Primaria‘ o ‘Primal‘ en inglés, en la cual los lácteos se consumen de forma entera, como quesos y leche cruda.

Esta página aboga por una dieta sin lácteos, por las innumerables desventajas que presenta el consumo de yogures, leches y derivados.
Aún muchos piensan que no hay estudios que corroboren que el ingerir este grupo de alimentos sea perjudicial para salud, siempre y cuando a corto plazo no encuentres ningún síntoma que revele lo contrario y es aquí donde está el mayor error.
El daño es a largo plazo ya que la gran mayoría de nosotros tiene acceso a los productos industriales de esta gama.

Para todos aquellos que aún consumís lácteos porque pensáis que es una buena forma de aportar grasas a vuestro organismo, os invito a que leáis de la mano de Maelán Fontes un interesantísimo artículo que ha publicado en la revista El Notario.
Como el mismo Maelán nos dice: «la leche no contiene ningún nutriente que no se pueda obtener de una dieta equilibrada […]»

Fontes es Investigador en Nutrición y Medicina Evolutiva en el Centro de Investigación en Salud en Atención Primaria, en la Facultad de Medicina-Universidad de Lund, Suecia. Doctorando en Nutrición en la Universidad Complutense de Madrid, miembro de International Society for Developmental Origins of Health and Disease, entre otros.

Su trabajo consiste en la investigación sobre los efectos de la dieta sobre la salud humana desde una perspectiva evolutiva, el cual supervisa el Dr. Staffan Lindeberg, autor de numerosos estudios científicos sobre nutrición y salud de las llamadas enfermedades de la civilización (diabetes, obesidad, etc).

Cabe destacar que el Dr. Lindeberg es la primera persona que hace estudios de intervención con dieta en humanos, comparando una dieta paleolítica (sin cereales ni lácteos) con otros modelos dietéticos supuestamente sanos para el ser humano con resultados sorprendentes a favor de la dieta paleolítica.

Os dejo con un fragmento del artículo escrito por Maelán Fontes:

Volviendo a la leche industrial, que es la que se consume en nuestra sociedad, suele haber mucha confusión acerca de si debe formar parte de una dieta sana o no. La razón es que la mayoría de las personas piensan que el problema está en la lactosa, debido a que un 65% de la población no puede digerir la lactosa, generando problemas gastrointestinales.

Consecuentemente, se tiende a pensar que tomando leche sin lactosa se erradica el problema de la leche. No obstante, los riesgos de la leche van más allá de la digestión de la lactosa. Debido al tipo de proteínas que tiene la leche (a diferencia de la carne), es capaz de inducir una fuerte producción de insulina, en otras palabras, tiene un índice insulinémico elevado, comparado incluso a los hidratos de carbono refinados

[…]

Además, la leche no contiene ningún nutriente que no se pueda obtener de una dieta equilibrada basada en pescados, carnes magras, frutas, verduras, tubérculos, frutos secos y huevos.

 

Aquí podéis leer el artículo al completo:
La leche aumenta significativamente los niveles sanguíneos de una hormona involucrada en el cáncer

Web de Maelán Fontes: http://www.maelanfontes.com/

Si quieres ver cómo hacer tu propia leche fresca, a partir de almendras naturales, echa un vistazo a la receta: Cómo hacer leche y harina de almendras

 

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comentarios (3)

Hace bastente que no consumo lacteos y la verdad es que al principio me costaba creermelo porque desde siempre he estado como enganchado, pensaba que no lo podia dejar tan facil pero gracias a dejar todos los lacteos deje de moquear constantemente y mejore mi rendimiento en crossfit incluso, es una pasada!!!!!

Responder

Hola!!

Y que pasa con la leche ecológica?? Se que muchas son UHT o pasteurizadas (o como se escriba) y que se pierden muchísimos nutrientes en el proceso de inyección de temperatura… pero y si hacemos Kéfir de leche con esa leche ecológica entera? Cambia mucho la cosa, no??

Yo no bebo leche, pero si tomo (por ahora, kéfir de leche). Tengo pensado estar con él unos meses después para cambiarme ya definitvamente al Chucrut, que lo fermentado me ha dado muy buenos resultados disgestivos.

Que opinais del kéfir??

Saludos,

Mario

Responder

Hola Mario,
Hay mucha gente Primal que toma leche entera, de mejor calidad siempre que la que se encuentra en los supermercados generalmente. De vacas que se alimentan al pasto y demás. Pero yo personalmente soy de esas Paleo que no toman lácteos.
Referente al tema kéfir, puedes leer un post sobre ello http://www.paleosystem.es/kefir-de-agua/
Es para hacerlo con agua, sin leche, por si no quieres emplear lácteos. Ahí podrás ver las propiedades que tiene, y su elaboración.

Si tienes experiencia con fermetación de alimentos, podrías comentarnos (o enviarme por correo) cómo lo haces, para sí compartirlo en la web con todos.

Un abrazo!!

Responder

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies