Saltar al contenido

¿Conoces la escala de Bristol?

27 abril, 2013
Tiempo de lectura aproximado: 5 min

Puede que no sea un post muy común o agradable tal vez, pero es importante conocer cómo estamos de salud. Con esta escala sabremos el índice de toxicidad que tenemos, si la dieta que estamos llevando va bien o si tenemos algún problema de salud o intolerancia. Tal vez muchos tengáis un tabú respecto a ello, pero considero que es importante saber si lo estamos haciendo bien con nuestra dieta.

Así que como siempre dice un amigo mio, «las cosas desagradables son mejor imaginárselas como dibujos animados«, por eso os he creado una infografía de dicha escala que veréis al final del post para explicar de forma agradable en qué consiste esto.

Para quien no lo sepa, nos encontrarnos con una tabla llamada «Escala de heces de Bristol» en la que podrás saber cómo anda tu organismo.

La Escala de heces de Bristol o Gráfico de heces de Bristol es una tabla visual que se usa en medicina destinada a clasificar la forma de las heces humanas en siete grupos. Fue desarrollada por Heaton y Lewis en la Universidad de Bristol y se publicó por primera vez en el Diario escandinavo de gastroenterología en 1997. La forma de las heces depende del tiempo que pasan en el colon.

Lo cierto es que hay mucho frikismo con esto. La tabla te la puedes encontrar desde impresa en una camiseta, como en la funda para el iPhone o de alfombrilla para el ratón… Incluso hay quien se atreve a tenerla en su taza de desayuno.

En fin, rarezas a parte, la Escala de Bristol (consistencia de las heces) es una buena herramienta, también para los que sois padres ya que podéis observar gracias a la forma de los deshechos qué tal está el funcionamiento del cuerpo de vuestro hijo.

Los Tipos 1,2,3 representan estreñimiento; 4,5 son variaciones de la normalidad; y 6,7 diarrea (ver al final del post).

La frecuencia de vaciamiento de los intestinos es individual, cada uno tiene la suya (ya sea 1 vez al día, 2 ó 3). Normalmente si eres deportista no es nada raro que tengas que ir a visitar al señor Roca un par de veces en el día. Hasta aquí todo bien, pero sin embargo, la forma y el color en la que nos encontramos las heces sí que son un identificativo para saber cómo estamos.

Las formas

La alargada es la más común y preferente, y el color marrón claro se debe al pigmento biliar según Peter Benno, médico en la unidad de Endoscopia Gastrointestinal de la Läkarhuset de Estocolmo.

Bajo esta misma forma encontramos varias consistencias, desde tipo papilla hasta dura como la roca. Las heces más líquidas, (diarrea, Tipo 6, Tipo 7), pueden tener una variedad de explicaciones, como gripe estomacal o intolerancia a la lactosa. ¡Ojo aquí!

La diarrea puede tener muchas causas diferentes, es mejor que sea el médico quien lo diagnostique.

El estreñimiento es un poco más fácil de investigar. «Podría deberse a trastornos de la tiroides, trastornos de la sal en la sangre o incluso debido a una vida sedentaria«, – dijo Peter Benno.

Con esta escala podéis revisar también a vuestros hijos y comprobar su estado de salud

Pero también hay más factores cotidianos que pueden influenciar, como el estrés, el ejercicio o la dieta.

El estado de tus heces no es un tema que suelas tratar con tu vecina, realmente… no es un tema que se suela tratar con nadie, pero si vemos que existen anomalías sí que es muy importante contar con algo de ayuda y asistir al médico si fuese necesario o variar la dieta con alimentos que te toleres mejor.

También es importante particularmente investigar si hay algún cambio en la frecuencia de vaciado de los intestinos. Por ejemplo, si se ha ido tres veces al día durante casi toda la vida y de pronto se empieza a ir cada cuatro días, o viceversa, entonces ahí está pasando algo.

Según el Dr. Benno, «todos los cambios en los vaciamientos de los intestinos cuando uno se hace mayor, se deben investigar. Se puede sospechar que sea un tumor en particular si se tiene sangre en las heces, pérdida de peso y se corre al baño por la noche«.

Analizando el asunto…

Bolas duras
Señal de estreñimiento. Puede ser causado por trastornos de la tiroides o trastornos de sal en sangre. Puede también depender de que vives una vida sedentaria.

Diarrea; Papilla/aguada
Puede ser: gripe estomacal, IBS, intolerancia al gluten o lactosa, estrés o enfermedades inflamatorias de los intestinos que puede causar diarrea y sangre en las heces

Decolorada
Heces decoloradas que tiene un color similar a la masilla y son un poco esponjosas, puede ser debido a la obstrucción de las vías biliares. El pigmento biliar da color a las heces y si se detiene en los conductos biliares, no viene el pigmento biliar al intestino y entonces resultan descoloradas. Las heces son también muy grasas y flotan en la taza del inodoro.

Heces rojas/Heces negras
Si la caca está “pintada” con sangre podría haber una hemorragia muy abajo, en el recto. Cuanto más arriba se encuentre el sangrado, dicha sangre está más “internamente mezclada” en las heces.
El sangrado que se encuentra en la parte superior son hemorragias de estómago y las heces son a menudo de color brea.

También unas heces negras pueden aparecer cuando estás con alguna suplementación de hierro. Esto es totalmente normal ya que el hierro es un elemento muy difícil de asimilar por nuestro organismo y por ello se termina deshechando gran cantidad de él junto con las heces.

Gases/Heces fétidas (malolientas)
Cuando las bacterias en el intestino grueso comen lo que no somos capaces de digerir en el intestino delgado se forma el gas.
Cuanto más cosas comemos que no pueden ser absorbidas en el intestino delgado, (por ejemplo dieta de fibra o mucha grasa), más alimento tienes las bacterias en el intestino grueso y se empiezan a formar gases hacer que las heces sean de muy mal olor.

Otros puntos a tener en cuenta

  • Unas heces grasas de color claro pueden indicar una alteración pancreática
  • Unas heces de color negro pueden sugerir un exceso de bilis.
  • Unas heces de color amarillento indican que se sufre una infección conocida como giardiasis, nombre derivado de un parásito microscópico llamado Giardia, que habita naturalmente en el organismo humano. Si el parásito produce una infección en el intestino (por alguna razón, su concentración en el intestino puede aumentar), esto desembocará en una grave diarrea de color amarillo.
  • Otra causa del color amarillento de las heces puede ser el llamado síndrome de Gilbert. Esta enfermedad está condicionada por brotes de ictericia y de hiperbilirubinemia y ocurre cuando hay un exceso de bilirrubina en la sangre.
  • También puede ocurrir que las heces sean negras, debido a la presencia de sangre coagulada presente en el aparato digestivo, derivada de un sangrado anterior (principalmente debido a gastritis erosiva o úlcera gástrica o duodenal).
  • Si las heces adquieren un color rojo, será necesario recibir atención profesional de inmediato.
  • En los niños que padecen ciertas enfermedades, las heces pueden ser azules o verdes. Esto también ocurre, en ellos, al ingerir grandes cantidades de comida con colorantes alimentarios en exceso. El estreñimiento da lugar a heces duras, y en las personas con indigestión pueden ser acuosas y blandas.

Los siete tipos de consistencia son:

Tipo 1: Trozos duros separados, como nueces, caquitas de cabra, que pasan con dificultad.
Tipo 2: Como una salchicha compuesta de fragmentos unidos.
Tipo 3: Con forma de morcilla o salchicha con grietas en la superficie.
Tipo 4: Como una salchicha; o serpiente, lisa y suave.
Tipo 5: Trozos de masa pastosa con bordes definidos, bolitas blandas que son defecados fácilmente.
Tipo 6: Fragmentos blandos y esponjosos con bordes irregulares y consistencia pastosa.
Tipo 7: Acuosa, sin pedazos sólidos, totalmente líquida.

Y ya para finalizar… échale un vistazo al Squatty Potty.


http://www.vardguiden.se (en sueco)
http://www.aftonbladet.se/halsa/article11518133.ab (en sueco)
es.wikipedia.org/wiki/Escala_de_heces_de_Bristol

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies