Saltar al contenido

Gazpacho versión Paleo

9 abril, 2013
Tiempo de lectura aproximado: 2 min

Gazpacho PaleoCreo que ocurre lo mismo con las recetas de Gazpacho que con las de Guacamole. Hay tantas versiones como personas que la preparan, y en esta receta podemos decir que se intenta adaptar a la forma más Paleo posible.
Suele emplearse vinagre y sal en sus ingredientes, pero eso lo hemos modificado.

Esta receta está cargada de nutrientes y es perfecta tanto para un tentempié (ha sido prácticamente el acompañante de mi desayuno hoy en el trabajo), como para primer plato, o incluso la cena.
¡Refresca, hidrata y alimenta!

Ingredientes:
– 1 kilo de tomates maduros (que estén con un buen color y preferiblemente que no sean de ensalada)
– 1 pimiento verde tipo italiano
– 1 pepino
– 1 trozo de cebolla (unos 100 gramos)
– 1 diente de ajo
– 3 cucharadas de aceite de oliva
– zumo de limón natural
– agua fría
– Opcional: 1/2 manzana verde (por ejemplo una Golden)

Raciones
2 ó 3 cavernícolas
Tiempo
10min

Preparación

A veces en el super puedes encontrar bandejas montadas para prepararte tu gazpacho, y vi una que estaba en oferta, aunque bueno, hizo falta añadirle más cantidades…

Para prepara la receta primero lavamos bien los tomates, el pepino y el pimiento.
Metemos en un vaso para la batidora los tomates cortados en cuatro trozos. Puedes ponerlo con o sin piel, como más te guste.
Ahora le quitamos al pimiento las semillas y el rabito y también lo cortamos en trozos para ponerlo con los tomates.
Pelamos el diente de ajo y lo cortamos. Acuérdate de quitarle el centro que es lo que da amargor (y hace que se repita). Una vez cortado lo ponemos con las demás verduras.
Hacemos igual con la cebolla, la pelamos y cortamos en trozos, y la ponemos en el vaso con el resto de ingredientes.
Pelamos el pepino y lo cortamos por la mitad dejando la otra parte reservada para más adelante. El trozo que nos quedamos lo cortamos en pedacitos también y lo ponemos en el vaso.

¡Es hora de batirlo todo! Y bien tapado. Hay que dejarla funcionando hasta que no quede ni un trozo de verdura entero.
Una vez bien triturado, añadimos aceite de oliva y si quieres un chorrito de limón (lo usamos en vez de la sal). Volvemos a darle a la batidora unos pocos segundos para que se mezcle.

Si vemos que no tiene la consistencia que nos gusta, podemos añadirle agua fria hasta que nos quede como queremos. Todo dependerá de cuánta agua tengan las verduras.
También debes tener en cuenta que cuanta más agua pongas, se irá rebajando el sabor, por lo que puedes ir rectificando con el limón.

Ahora por último, con el pepino que teníamos reservado, lo cortamos a cuadraditos pequeños y podemos añadirselo por encima. Lo metemos en la nevera y lo servimos muyyyyy frio.

Si quieres darle otro toque: Al final, puedes añadir media manzana cortada a cuadraditos pequeños junto con el pepino toceado.

Otros Trucos

Sin pepitas o semillas: Si no quieres encontrarte con las semillas de tomate bátelo muy bien por separado y cuéla ese puré y ponlo a continuación en la batidora para añadir el resto de ingredientes.

«Mi gazpacho es naranja, ¿qué ha pasado?»: La «culpa» es de los tomates. No debes usar tomates de ensalada para hacer el gazpacho porque no obtendrás ni el sabor ni el color que toca. También si le quitas la piel perderá algo de coloración. Es mejor usar tomate para salsas o de rama.

¡Buen provecho!

Gazpacho Paleo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies